Islandia – Día 7

Este era el último día que ibamos a estar en Islandia y la predicción del tiempo era mala. Pasamos una noche con mucho viento y lluvia, pero cuando nos levantamos estaba bastante despejado y no soplaba demasiado viento. Dormiamos en el pueblo de Grundarfjörður, a escasos cinco minutos en coche de las cascadas de Kirkjufellsfoss, asi que fuimos los primeros en dejar los coches en el parking. La lluvia que habia caido durante la noche habia quitado un monton de nieve del monte y habia hecho que la parte baja de la cascada se convirtiera en una charca enorme. Nos toco dar un pequeño rodeo para llegar a la base de las cascadas. Nos plantamos alli los seis colegas solos y pudimos disfrutar de un bonito amanecer.

_MG_8214-Panorámica-1 copia_MG_8201-1 copiaApilada copia

Es curioso, ahora que las veo las tres juntas me doy cuenta como el balance de blancos cambia las tomas completamente y como dependiendo del día en que las editas tomas decisiones diferentes en la edición. Las he editado en tres momentos diferentes, y ahora viendo las tres juntas, aprecio mucho las diferencias entre las tres.

Volviendo al viaje, a medida que pasaba el tiempo el viento soplaba con mas fuerza, y cuando nos marchabamos me di una culada en el puente. A pesar de haber estado lloviendo toda la noche, el viento hace que ese agua se congele, y al cruzar el puente, el viento me desequilibro y bese el suelo. No me hice nada, pero al final te preguntas para que demonios has llevado los crampones todo el viaje si al final no te los pones.

Cuando llegamos a los coches nos acercamos para hacer una foto del monte Kirkjufell desde la bahia, pero el viento ya hacia imposible mantenerse en pie. Os pongo un enlace para que veais como suena una galerna en Islandia:

Temporal en Islandia

Nos retiramos al apartamento a ver si amainaba, pero no hubo forma. Hicimos un intento de ir hasta la iglesia negra de Budhir y los acantilados de Arnarstapi, al sur de la peninsula de Snaefellsnes, pero el viento hacia peligrosa la conducción y habia que cruzar un puerto de montaña, pequeño pero nevado, asi que nos dimos la vuelta y dimos por terminada la jornada. Unas cervezas, acabar las viandas que nos habiamos llevado, y unas risas para completar el viaje.

Al día siguiente el vuelo salia a las 11:00 de la mañana y como daban una ventana de tiempo despejado a la madrugada nos levantamos a las 04:00 para ver si podiamos ver la aurora boreal encima del monte Kirkjufell . No hubo suerte, llovia y hacia viento, asi que decidimos empezar el viaje de vuelta, con tiempo de sobra para llegar al aeropuerto y no tener ningun susto. La carretera estaba mejor que el dia anterior y conseguimos dejar el coche en tiempo y en perfecto estado. Me hizo gracia que el empleado de la agencia nos felicitase por el buen estado en el que les devolvimos los coches. No se que sera lo habitual, ¿devolverlos con golpes?

El vuelo de vuelta tuvo un pequeño retraso, lo que hizo que llegasemos un poco mas tarde a Madrid, y tras otras cuatro horas de coche llegabamos a eso de las 21:30 a casa. Y al día siguiente a currar:)

Un viaje muy guapo, una experiencia maravillosa, una semana para descubrir un pais que, seas o no fotografo, merece la pena la visitar. Volveremos!!!!

 

Anuncios
Publicado en Fotografia, Invierno, Islandia, Kirkjufell, Mar, Monte, naturaleza, Nieve, Sin categoría | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Islandia – Día 6

El sexto día del viaje tocaba cambiar de localización. Abandonabamos Vik, en el sur de Islandia, y nos acercabamos hasta la peninsula de Snaefellsnes al este del país. El viaje era largo, de unas cuatro horas de duración, y atravesaba el denominado circulo dorado, una zona cercana a Reikiavik muy visitada con atracciones como Geyser o Gullfoss.

Para no hacer el viaje del tirón nosotros elegimos parar en Bruarfoss, una cascada menos conocida pero que las fotos que habiamos visto nos gustaban mucho, sobre todo por el increible color turquesa del agua.

Nos pusimos en marcha de noche, y a medida que avanzabamos por la carretera y se iba haciendo de dia el cielo se empezo a poner colorido, muy bonito. Ibamos mas pendiente del retrovisor que de la carretera, asi que decidimos parar en algun lugar para sacar unas fotos. Donde fuese. Llevabamos un rio a la derecha, pegado a una meseta y a la izquierda zonas de campas valladas. En cuanto vimos una granja al otro lado del rio decidimos parar en su acceso. Seguro que habia un puente que cruzaba el rio y nos permitia hacer la foto desde el mismo. Bingo.

_MG_8089-1 copia

Una vez aprovechado el colorido amanecer seguimos en dirección a Bruarfoss. Habia leido que el acceso no era facil, de hecho esta dentro de una urbanización privada, pero gracias a Google Maps y a la huella en la nieve, no nos costo mucho encontrar el camino que lleva hasta la cascada. Son diez minutos de paseo que te lleva a un puente que cruza sobre ella.

Desde el puente hice toma con el 24-105, sacando la parte central de la cascada. Os dejo una toma de esta cascada desde el puente.

_MG_8117-1 copia

Una vez hecha las tomas desde el puente y con cuidado conseguimos acercarnos al agua y meternos dentro de la cascada, cerca de la parte central. Habia que tener mucho cuidado, porque la parte por donde no corria agua estaba congelada, y era facil darte un patinazo y acabar mojado.

Desde abajo, y ya con el angular, hice esta toma. Si buscais las piedras del primer plano en la foto de arriba, en la parte derecha de la cascada, vereis hasta donde se puede entrar.

_MG_8154-1 copia

Despues de la cascada nos acercamos hasta Geyser, pueblo que tiene un geyser al que da nombre. El parking estaba lleno de coches y autobuses y hacia frio, asi que yo ni mke baje del coche. He estado en Yellowstone, asi que se lo que es un geyser, y que aquel no iba a mejorar lo que ya habia visto.

Pensamos en comer algo caliente, pero nos marchamos del pueblo, estaba repleto y buscamos una gasolinera donde repostar y de paso comer una hamburguesa. En muchas gasolineras hay pequeñas tiendas y venden hamburguesas, sopas y comida rapida. Pagamos unos 14-15€ por una hamburguesa con patatas, que despues de lo que pagamos en el restaurante por cenar no nos parecio muy caro.

La carretera nos llevaba hasta el norte de Reikiavik y de alli enfilaba hacia el norte, hasta Grundarfjordur, el pueblo donde pasariamos las dos ultimas noches, al pie del mítico Kirkjufell y su cascada Kirkjufellfoss. Nos costo llegar. El tramo de carretera hasta Reikiavik y un puerto de montaña antes de llegar al pueblo estaban peligrosos. Hielo y ventisca, por momento parecia que estabamos cruzando la antartida. Precioso, atractivo y acojonante a la vez:)

Para el día siguiente pronosticaban temporal de viento y agua asi que nos acercamos a Kirkjufell , a ver si podiamos sacar su reflejo en el agua. Ya casi no quedaba luz y solo pudimos hacer esta toma.

_MG_8181-1 copia

De ahi a la casa que teniamos alquilada, una magnifica casa que tenia de todo. Una ducha, macarrones con tomate y salchichas y un par de cervezas y a descansar. La rutina de todas las noches. La previsión era mala, llovia mucho y hacia mucho viento, pero al día siguiente habia que madrugar para llegar pronto a Kirkjufell y tratar de sacarle una foto antes de que se llenase de gente.

 

Publicado en Amanecer, Atardecer, Cascada, Fotografia, Invierno, Islandia, Mar, Monte, naturaleza, Nieve, Sin categoría | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Islandia – Día 5

Skogafoss. Esa increíble cascada iba a ser el primer lugar que íbamos a visitar en las inmediaciones de Vik. Nos levantamos pronto, con la idea de llegar a Skogafoss al alba, a ver si teníamos suerte y no estaba llena de turistas aun. Los veinte minutos de coche que teníamos hasta la cascada los hicimos de noche y con una nevada importante. No se veía un carajo.

Conseguimos llegar al parking de la cascada al alba. No había prácticamente nadie, bien. La nevada que había caído había cubierto las huellas, genial. Y en un instante dejo de nevar y se despejo. Increíble, que mas se podía pedir!!!! Fuimos los seis corriendo a la cascada, siempre alineados, para no pisar la nieve virgen. Un par de tomas y vemos que entra un autobús de turistas. Me voy a la carrera, por la derecha a la base de la cascada para posar y dar escala a la imagen. El puntito rojo soy yo._MG_7775-1-Recuperado copia

Nos acercamos mas a la cascada y volví a echarme otra carrera hasta la base de la cascada. Los turistas nos miraban con cara de locos, pero nos respetaron y pudimos hacer esta otra foto. El spray de la cascada me mojo entero, y con la temperatura a la que estábamos se quedo toda la ropa congelada, daba igual. Misión cumplida. Nos marchábamos de Skogafoss con la foto soñada en la tarjeta de memoria. No podía empezar mejor el día.

_MG_7821-1 copia

El siguiente destino eran las playas de arena negra de Vik. A eso de la una del mediodía era la marea baja y nos queríamos asomar a las piedras de Reynisdrangar, pero como teníamos tiempo nos acercamos primero al faro de Dyrholahey. La carretera hasta el faro estaba cortada así que nos quedamos para fotografiar la playa de arena negra cubierta de nieve desde los acantilados.

_MG_7861-1 copia

Esos nubarrones de la derecha nos echaron al cabo de un rato. Otra tormenta de nieve que nos hizo regresar a los coches. Afortunadamente duro el rato que tardamos en llegar al parking de la playa de Reynisfjara.

Una vez allí, buscamos y encontramos la forma de pasar al otro lado del acantilado. Habíamos leído que mas de un turista ha muerto en la playa arrastrado por las olas, así que nos movimos con prudencia por la playa y siempre con la marea bajando. En cuanto empezó a subir nos marchamos de allí. La luz no era muy buena, el sol tenia mucha fuerza y estaba justo enfrente, pero algo pudimos hacer.

Creo que el único momento del viaje en el que me quite el gore-tex fue en esta playa, esperando a que el sol se tapase para poder hacer la foto que os pongo abajo. Pegaba el sol y no hacia viento y hacia hasta calor. Para que os hagáis una idea creo que todos los días lleve la misma cantidad de ropa: Dos pares de calcetines, mallas térmicas, pantalón con forro polar o cortavientos, camiseta térmica de manga larga, camiseta de manga corta, un forro polar grueso con borrego y un gore-tex que también tiene un chaleco interior de relleno. Un par de guantes finos y unas manoplas por encima. Un pasamontañas fino y un gorro de gore-tex con forro polar por dentro. Vamos que parecía el muñeco de la Michelin:)

_MG_7944-1 copia

De vuelta hacia el parking aprovechamos a hacernos esta foto en un momento en el que las columnas quedaron limpias de turistas.

IMG_20180217_132834-1 copia

La tarde la habíamos reservado para otras dos cascadas impresionantes que están juntas, Gljúfrabúi y Seljalandsfoss.

Empezamos por la primera, Gljúfrabúi ,ya que esta metida dentro de un cañón y el sol no molesta. Para llegar a la base de la cascada hay que cruzar un pequeño cañón, así que nos pusimos la botas de agua y para dentro. Nos turnamos de tres en tres, porque dentro no cabe mucha gente. Es una foto difícil, el spray de la cascada te moja el objetivo en cada toma y el contraste de luz es muy fuerte, así que hay que hacer bracketing. Además necesitas un gran angular, esta toma esta hecha con el 14mm, y claro, si se moja el objetivo te mojas tu. Acabamos empapados, pero nos llevamos la foto también. Estar subido encima de la roca con el agua helada mojándote la cara es algo difícil de olvidar.

Sin título3 copia

A última hora de la tarde nos acercamos a Seljalandsfoss para hacerle alguna toma. Esta cascada es famosa porque te puedes situar detrás de ella, detrás de la cortina de agua y hacer fotos desde allí. Lamentablemente el acceso estaba cortado por el hielo. Todo estaba congelado, el spray de la cascada se congela en cuanto toca el suela y todo alrededor de la cascada era una pista de patinaje de hielo. No te dejaban pasar por detrás de la cascada, así que solo la pudimos fotografiar desde un lateral. Esa foto se queda para otro viaje.

_MG_7995-1 copia

Esa noche teníamos opciones de ver la Aurora Boreal de nuevo así que nos acercamos a Skogafoss a ver si la podíamos ver alli. Estaba cubierto y hacia mucho frio, había sido un día intenso,  así que aguantamos poco rato y nos fuimos. Camino de nuestro alojamiento en Vik nos parecía ver que el cielo estaba verdoso. En cuanto llegamos a Vik nos acercamos a la iglesia, que esta situado en un alto a las afueras del pueblo para tratar de fotografiarla desde allí.

Cuando llegamos había tres coches de chinos haciendo fotos. No nos gustaba la localización porque había una loma que tapaba mucho el horizonte. Cogimos una pista que parecía que bordeaba la loma y llegamos a un vallecito donde estábamos solos y con buenas vistas de la Aurora Boreal.

_MG_8055-1 copia.jpg

Estuvimos un rato haciendo fotos, hasta que entro bruma y se cubrió el cielo. Momento de irse a casa, pegarse una ducha, tomarse una cerveza y disfrutar de los habituales macarrones. Había sido un día irrepetible.

Publicado en Aurora Boreal, Cascada, Dyrholahey, Gljúfrabúi, Invierno, Islandia, Nieve, Nocturna, Reynisdrangar, Reynisfjara, Seljalandsfoss, Sin categoría, Skogafoss | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Islandia – Día 4

Este día se cumplia la mitad del viaje y pintaba bien. Ibamos a ver amanecer en Diamond Beach, la playa en la que se varan los hielos que salen de Jokulsarlon. Un clasico de Islandia. El desayuno nos lo daban a las 07:30 y antes de la hora ya estabamos preparados paraa desayunar, teniamos que llegar cuanto antes a la playa. No estaba muy lejos, unos 15 minutos en coche, pero para cuando llegamos ya habia un autobus y algún coche aparcado. Impresionante lo del parking, era una pista de hielo, literal. Era poner un pie en el suelo y tener que agarrarte al coche para no matarte. Sacamos las cosas del coche,nos pusimos las botas de agua y a la playa.

La mayor parte de los hielos estan en la zona de la desembocadura de la laguna donde muere el glaciar. Esa parte estaba muy llena de fotografos, con todos los hielos ocupados, asi que me fui poco hacia el final de la playa. Es una zona donde hay menos bloques de  hielos y no hay arena, hay cantos de piedra, pero queria un poco de paz. Todavia me acuerdo de un nordico que se cruzo por delante de JL, dejandole la huella en la arena, delante de su toma, fastidiando su composición. Sin decirle nada se quedo mirandonos con cara de loco, mientras andaba de un lado para otro buscando un bloque de hielo, o el peine del pelo que habria perdido, que pelos llevaba el pobre!!!!

Tengo la sensación de que en invierno, al estar la laguna congelada, salen menos bloques de hielo y por tanto hay menos hielo en la playa. Pero como no he estado en verano no lo puedo asegurar.

Pude hacer esta toma en la zona de arena.

_MG_7484-1 copia

Y esta otra al final de la playa, en la zona de cantos._MG_7559-1 copia

No pudimos ver salir el sol, una franja de nubes en el horizonte nos lo tapaba y cuando terminamos en la playa fuimos a recoger las cosas a la Guesthouse y pusimos rumbo a Vik.

En el camino paramos en Fjallsárlón, una laguna en la que muere una lengua de glaciar tambien. La laguna estaba completamente congelada y los icebers anclados en el hielo. llegar al borde de la laguna fue una pequeña odisea. No nos pusimos los crampones por pereza y la zona estaba completamente congelada. Con cuidado conseguimos bajar al borde de la laguna y hacer alguna foto.

_MG_7617-1 copia

El tiempo empeoro notablemente, y por momento no sabiamos si estabamos en Islandia o en medio del Polo Norte. Os dejo un video para que os hagais una idea de las condiciones que te puedes encontrar en islandia en invierno.

El viaje hasta Vik era largo y aprovechamos a hacer un par de paradas en unas cascadas. Hay mil sitios donde hacer fotografias, solo hace falta que el tiempo acompañe. Cuando llegamos a Vik parecia que hubiese habido una guerra. Habia montañas de nieve apiladas por los quitanieves en las aceras. El pueblo estaba sepultado por la nieve y seguia nevando de vez en cuando. Echamos gasolina, aprovechamos a ir al super a comprar mas macarrones y a casa a descansar.

En cuanto dejo de nevar nos acercamos a la playa de Reynisfjara, las playas de arena negra. La carretera estaba complicada, ayudamos a un par de chavalas a remolcar su coche a la carretera ya que se habian salido, y a pesar de todo el parking de la playa estaba lleno de turistas chinos. Ese día nos enteramos de que era el año nuevo chino, y yo creo que la mitad de china se habia ido a celebrarlo a Islandia. Nos dimos un paseo por la playa para investigar el sitio donde queriamos ir a la mañana siguiente y el tiempo nos regalo un bonito momento de luz que aproveche para fotografiar la playa y usar a los chinos para dar escala a los pinaculos de piedra que hay alli.

_MG_7748-1-Recuperado copia

Cuando cayo la luz nos volvimos para casa. La predicción para esa noche no era buena, asi que tocaba cenar los macarrones y tomar un par de cervezas para hablar de lo ocurrido en el día y de lo que nos esperaba al dia siguiente: Skogafoss.

Publicado en Amanecer, Diamond Beach, Fotografia, Invierno, Islandia, Jokulsarlon, Mar, naturaleza, Nieve, Sin categoría | Etiquetado , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Islandia – Dia 3

El amanecer de este tercer día tampoco nos iba a sonreir, no ibamos a tener buen tiempo. Las predicciones en Islandia se suelen cumplir y no pudimos salir a la hora del amanecer. Pero en cuanto mejoro el tiempo nos acercamos hasta la bahia donde estuvimos la tarde anterior, detras del Vestrahorn.

Parece mentira, pero salir de casa se convirtio en una odisea. La zona donde aparcamos el coche se convirtio en una pista de hielo. Si no pisabas nieve virgen, zonas de nieve que no estuvieran pisadas, las posibilidades de darte un tortazo eran considerables. Y a partir de ese día, cualquier parking de coches estaba igual. Una pista de hielo.

Como os decia, nos acercamos a esta bahia y pudimos hacer fotos entre los bloques de hielo. Se filtraba una luz bonita entre las nubes que empezaban a romperse y nos decidimos a parar. Esta zona de la costa esta protegida por una barrera de arena, como uno o dos kilometros adentro del mar. Esta barrera de arena hace que no entren olas y el mar este muy calmado. Esa calma y el increible temporal que azoto la isla el fin de semana anterior hicieron que se congelara completamente. El primer dia a la noche, en esta zona el coche marcaba -9ºC. Despues las temperaturas subieron, llego a llover, y eso hizo que la placa de hielo se partiera, djando ver bloques de hielo de 20-30cm de grosor.

Estas es la foto que mas me gusta.

_MG_7131-1-Recuperado copia

Y esta es la localización.

Después de pasar un rato nos acercamos a Hofn a echar gasolina. No teniamos claro el plan para la tarde asi que nos acercamos a Hofn a llenar el deposito y decidir. La predicción para esa noche era un KP5, una intensidad muy fuerte para ver auroras y la predicción de nubes no era del todo mala. Si tirabamos hacia los fiordos del Este daban bastante despejado, si tirabamos hacia Jokulsarlon daban despejado hasta las 23:00 mas o menos.

Las ganas de ver una aurora en el famoso Jokulsarlon nos pudieron y decidimos ir alli a pasar el atardecer y la noche. Teniamos 1h y 15 minutos de coche hasta alli y al día siguiente, por la mañana, teniamos intención de volver a ver amanecer en Diamond Beach, justo al lado asi que cambiamos de planes, y para ahorrarnos dos viajes de coche decidimos salir antes de la cabaña donde nos alojabamos y reserva una noche cerca de Jokulsarlon. Los dueños de las cabañas donde nos alojabamos (Stafafell Cottages) decidieron cobrarnos solo dos noches, nos perdonaron la última, asi que el cambio nos salio bien. Desde aqui agradacer el detalle a los dueños de esas cabañas.

Despues de pasarnos por la guesthouse donde dormiriamos esa noche salimos hacia  Diamond Beach y Jokulsarlon. Paramos primero en la playa y habia bastante gente, asi que cruzamos el puente y fuimos a la playa que esta al otro lado de la desembocadura. Hay bastante menos gente aunque la arena no es tan bonita. Estuvimos haciendo unas fotos y tratando de adivinar el comportamiento de las olas. La verdad es que me sorprendio, podias estar un buen rato esperando que una ola llegase a un punto y no habia forma, decidias acercarte al mar y la siguiente ola te hacia salir corriendo varios  metros hacia el interior. Creo que el Cantabrico es mas regular, o tal vez sus playas tienen mas desnivel y no te gasta ese tipo de jugadas.

Os dejo la foto que mas me gusto de esta sesión.

_MG_7201-1 copia

Después de pasar un rato aqui nos acercamos a Jokulsarlon. El sitio es espectacular, ver el frente de un glaciar de un tamaño considerable morir en una laguna, es algo digno de recordar. Pero en mi caso no fui capaz de captar la belleza, la grandiosidad del lugar en una foto. Tengo la sensación de que al ser invierno hay pocos bloques de hielo sueltos por el lago, la mitad del lago mas o menos estaba congelado, y con esas temperaturas pocos trozos se sueltan de la lengua del glaciar.

Pasamos el atardecer alli, me di un paseo hacia la derecha a ver si veia un encuadre que me gustase y encontre un pequeño muelle flotante al que le hice alguna toma.

_MG_7364-1 copia

Después del atardecer volvimos a la guesthouse que estaba cerca y salimos a cenar. En este alojamiento no teniamos cocina asi que tocaba probar la cocina Islandesa. Miramos el menú del alojamiento y de un restaurante que habia y nos decidimos por este último. A las 20:00 cerraban la cocina, asi que a las 19:30 estabamos sentados cenando.Un plato combinado de lomo de cerdo rebozado, con patatas fritas, una salsa y un poco de ensalada costaba unos 32-34€. Como para pedir postre:)

Con la estomago caliente volvimos a Jokulsarlon donde pudimos disfrutar de la aurora boreal. El KP5 dio mucha intensidad a la aurora, pero las nubes no nos dejaron disfrutar del espectaculo al 100%. Hubo un ratito, un par de minutos, donde la pudimos ver bailar sobre nuestras cabezas, pero lamentablemente las nubes la taparón enseguida y nos quedamos con las ganas de más. Tal vez deberiamos haber ido a los fiordos del este a garantizar el buen tiempo. Quien sabe!!!

Os dejo un par de fotos de la noche.

_MG_7402-1 copia_MG_7427-1 copia

De aqui fuimos a la playa, parecia que estaba mas despejado, pero no, se cubrio del todo asi que nos retiramos a dormir. Habia sido otro día largo y al día siguiente tocaba madrugar para ver amanecer.

Publicado en Amanecer, Atardecer, Aurora Boreal, Diamond Beach, Fotografia, Invierno, Islandia, Jokulsarlon, Mar, Monte, naturaleza, Nieve, Nocturna, Sin categoría | 1 Comentario

Islandia – Día 2

Después de un día glorioso, primer día en Islandia y primera aurora boreal, el segundo día conocimos lo que es un temporal en Islandia. La previsión era una tormenta de fuertes vientos durante la mañana asi que pusimos el despertador a las 10:00 y aprovechamos para descansar. Cuando nos levantamos soplaba un viento tremendo que hacia que la casa de madera temblase. Nos lo tomamos con calma y cuando parecio que amainaba intentamos acercarnos hasta el faro de Hvalnes a conocer la zona. Grave error. La carretera congelada y el fuerte viento hicieron que nos dieramos la vuelta y regresaramos a la cabaña.

Pero Islandia es asi, la tormenta empezo de una forma violenta y termino de la misma manera. A eso de las tres, tal y como decia la predicción, el viento paro y pudimos salir a hacer fotos. Dudamos en acercarnos hasta el faro, pero como veiamos que se nos iba a hacer tarde volvimos a Stokksnes. Era uno de los sitios que queriamos visitar a fondo y queriamos dedicarle el atardecer.

Antes de llegar, desde la misma ‘Ring Road’, la carretera principal que da la vuelta a la isla, se veia la parte de atras del macizo montañoso de Vestrahorn, el mismo que fotografiariamos después desde la playa de Stokksnes. La luz se filtraba entre las nubes y la bahia estaba congelada asi que nos acercamos a hacer unas fotos. No me gusta como han quedado asi que no os pongo ninguna.

Una vez en Stokksnes conseguimos entrar en la playa con el ticket de la noche anterior. 6€ por persona-día nos parecia demasiado, asi que probamos a utilizar el mismo ticket de la noche anterior, y aunque parecia que no valía, la maña de Roberto consiguio que la maquina leyese el código de barras, levanto la barrera y nos ahorro 24€, porque el islandes responsable del café ya venia a explicarnos que habia que pagar.

Stokksnes es famoso por las montañas, las dunas de arena negra con hierbajos amarillos y la playa practicamente lisa que permite buscar el reflejo de las montañas en el agua. Tuvimos suerte, el temporal de la mañan, viento y agua, habian limpiado de nieve la playa asi que pudimos disfrutar de las dunas de arena con sus hierbajos.

Os dejo unas fotos de alli.

_MG_7067-1 copia_MG_7085-1 copia_MG_7100-1 copia

Una vez se acabo la luz volvimos a casa a preparar la cena: Macarrones con salchichas y revisar la predicción del tiempo. Daban cubierto para la noche y el amanecer, asi que ya no habia nada mas que hacer. Descansar y esperar al día siguiente.

 

Publicado en Fotografia, Invierno, Islandia, Mar, Monte, naturaleza, Nieve, Stokksnes | Etiquetado , , , , , , , , , | Deja un comentario

Islandia: Día 1

Este pasado mes de febrero, entre el 13 y el 20 he tenido la suerte de poder viajar a Islandia a hacer fotos con unos compañeros de Alavavisión. Islandia es un paraíso para los fotógrafos, y aunque estemos cansados de ver fotos de allí, a todos nos gustaría ir al menos una vez y poder volver con nuestras fotografías.

Voy a intentar contar en siete entradas las peripecias de dicho viaje.

Antes de nada comentaros que el viaje lo cerramos cuatro compañeros en Noviembre, es decir, cuatro meses antes de viajar allí. Reservamos los vuelos directos desde Madrid con Norwegian y los alojamientos a través de Booking. Dos compañeros se unieron mas tarde al plan y el vuelo ya era mas caro y encontrar alojamiento resulto mas difícil y caro también. Así que el primer consejo que os doy es este: Reservar con antelación.

El vuelo salía a las 07:00 desde Madrid, así que quedamos en Vitoria a la 01:00 para llegar con tiempo al aeropuerto a Madrid. El vuelo llego sin retrasos a las 10:20 a Islandia y directos a coger el coche (un Dacia Duster con ruedas de invierno y clavos). Ese día teníamos un viaje largo hasta Hofn, unas siete horas, donde pasaríamos tres noches. Viajamos el martes 13 y el fin de semana anterior el país había estado prácticamente paralizado por un temporal. Cuando salimos de la terminal y vimos el paisaje lo primero que se nos vino a la mente fue: ‘Donde demonios nos hemos metido’. Menos mal que llevamos un par de conductores que se portaron como unos campeones.

El estado de las carreteras en Islandia se puede conocer en todo momento con la web www.road.is y el tiempo en Vedur. Ambas tienen versión para móvil, muy útil, y Vedur es la que utilizamos también para ver la actividad de auroras boreales y lo cubierto que estará el cielo en Islandia.

Camino de Hofn paramos en un supermercado de la marca Bonus, los mas económicos, y cogimos víveres para unos días. Nuestra idea era desayunar en los alojamientos, comer embutido, barritas energéticas, etc durante el día y a la noche cenar de nuevo en los alojamientos a la espera de poder salir a ver las auroras.

Llegamos al alojamiento tarde, a eso de las 21:00, después de hacer una parada en Skogafoss y comprender que no íbamos a estar solos por el país. Nevaba y hacia frio y estaríamos unas 50 personas en la base de la cascada. Preparamos unos macarrones para cenar y aunque en teoría no había actividad de auroras la noche estaba estrellada. Después de cenar salí de la cabaña y me pareció que el cielo se iluminaba. Para cuando salimos a mirar todos de nuevo se veía verde el cielo. Nos habíamos levantado a la 01:00 de la mañana y nos habíamos pasado unas 15 horas viajando, pero cogimos los bártulos y salimos corriendo a Stokksnes para fotografiar allí las auroras. Cuando llegamos allí resulta que hay una barrera que corta el acceso a la playa. Después de investigar un rato, con los nervios de saber que hay una aurora y que no puedes fotografiarla porque una maldita barrera no te deja pasar,  vimos que había una maquina en el Bar-Cafe que hay allí que te imprime tickets para pasar la barrera. 800 coronas por persona. Sacamos el ticket y entramos.

Aparcamos donde vimos otros coches aparcados y nos metimos en las dunas cubiertas de nieve por el temporal que os comentaba antes, y pasamos un buen rato haciendo fotos, hasta que se el cielo se cubrió y el cansancio pudo con nosotros. Las tomas que os enseño están hechas a ISO 3200 y 30 segundos de exposición. No era una aurora fuerte, definida, mas bien una nube verde grande. El objetivo que use esa noche fue el Samyang 14mm f/2.8, el mismo que uso para hacer las vías lácteas o las estrellas.

 

Como siempre os dejo la localización de las tomas:

Publicado en Aurora Boreal, Fotografia, Invierno, Islandia, Monte, naturaleza, Nieve, Nocturna, Stokksnes | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario